17 de julio de 2010

Noche


Era de noche
y la luna me iluminaba.
Salí a caminar
pensando no se qué,
para no decir,
tantas cosas a la vez.
Quise huir, pero no lo logré.
Sólo me encontré con
sentimientos guardados y desordenados.
Los pensamientos daban
vuelta mi cabeza
a tal modo que,
la bronca y la estupidez
hicieron que me preguntara
por qué?, amar lo imposible.
No supe responderme,
es más, no tengo respuesta.
La lejanía de lo que quiero
me separa,
y lo que tengo cerca
por ahí, me hace daño.
Noche triste o distinta;
vacio interminable.
Necesite de un abrazo,
una caricia, una palabra...
pero nada...
Lloré y no era en vano,
pues la melancolía
me llevaba en sus brazos.
Que noche, esa noche,
si hubiese tenido
un trozo de madera,
me hubiese animado a tallar
una luna llorando...


Carla Erica Allione
Comparte/Senalalo

4 comentarios:

  1. Profunda, fuerte, tremenda, cruda, no se que otro adjetivo podria darle a esta poesia. Excelente!! ;-) Besos!

    ResponderEliminar
  2. Gracias Pablo, como te digo siempre, vos me ayudaste a tomar la iniciativa y estoy totalmente agradecida...!!
    te mando un abrazo!!!

    ResponderEliminar
  3. Carla, cada día me sorprendés más... apuesto a tus remates, me encantan.... Y la nueva plantilla del blog también está muy buena!!!

    ResponderEliminar
  4. Hola amiga !!!
    tus palabras son un aliento para mí...gracias!!!

    ResponderEliminar